Artículo de Javier Gómez para el Boletín Informativo Municipal del mes de Diciembre 2010.

Si hay algo que puede considerarse lo más grave de la situación económica del Ayuntamiento; más allá todavía de que la deuda municipal global llegue ya a los 80 millones de euros, de que no se puedan hacer frente a muchos de los pagos de los proveedores y se sigan acumulando meses de retraso, de que estén en riesgo importantes servicios municipales, etc., es observar con impotencia que frente a estas situaciones el Equipo de Gobierno aparece ausente ante ellas, permaneciendo inmóvil y sin tomar ninguna medida concreta dirigida a reconducir la situación y empezar a solucionar los graves problemas económicos del municipio.

En el momento de escribir este artículo, finales del mes de noviembre, el Equipo de Gobierno del P.P. todavía no ha presentado ni las Ordenanzas Fiscales ni el proyecto de Presupuestos para el 2011. Éstos son los dos documentos más importantes para la gobernabilidad de un municipio y sirven de base para poder desarrollar el ejercicio económico. Las Ordenanzas Fiscales generando los ingresos y el Presupuesto planificando las prioridades de gasto que se realizarán a lo largo del año. Estar a estas alturas de año sin que estos dos grandes proyectos estén ni tan siquiera presentados significa que el P.P. de Valdemoro no tiene una estrategia de actuación, está desbordado por los acontecimientos y no está en condiciones de plantear ni una sola propuesta para solucionar la situación. Por el contrario opta por la inacción, por el abandono de la dirección política, prefiriendo la prórroga de las ordenanzas y de los presupuestos con el fin de intentar llegar a las elecciones municipales, como si eso fuese a solucionar mágicamente la situación.

Como decía al principio, esta actitud es lo más grave de la situación. Porque frente a una realidad muy difícil lo lógico y razonable es que el Equipo de Gobierno reaccionase, presentando una gran batería de propuestas e iniciativas destinadas a dar solución a los múltiples problemas y conseguir los ingresos necesarios para garantizar los servicios públicos básicos municipales. Unas propuestas e iniciativas que fuesen debatidas en el Pleno, buscando el consenso de todos los Grupos e intentando involucrar a todo el mundo en la salida de nuestra propia crisis. En definitiva, lo mínimo exigible al Equipo de Gobierno del P.P. en Valdemoro es que tuviese iniciativa política y capacidad de reacción, algo que como cualquier vecino puede observar día a día este Equipo de Gobierno ya no tiene.

La incapacidad que está demostrando el P.P. en Valdemoro para afrontar los problemas tiene su origen en el único modelo que han desarrollado en todos sus años de gobierno, y que no ha sido otro que el de la especulación urbanística, que dejó importantes ingresos en las arcas municipales. Años donde gobernar era fácil, donde el dinero no se agotaba y donde cualquier ocurrencia era posible por mucho dinero que costase, lo único que había que hacer era conceder más licencias urbanísticas. Y en lugar de haber utilizado esos años y ese dinero para garantizar el futuro de los servicios, eliminar la deuda y equilibrar los presupuestos, se utilizó para derrochar y generar un déficit tan elevado que pone en serio riesgo la viabilidad económica del municipio. Ahora, sin la especulación urbanística, sin nuevas licencias que conceder, se acabaron las ideas, se acabaron las propuestas y los proyectos, ahora de esa política y de ese modelo sólo queda deuda. Ahora, sin modelo y sin propuesta política hasta presentar el presupuesto municipal se le hace imposible al P.P. de Valdemoro.

Diciembre 2010

Anuncios
Los comentarios están cerrados pero puedes hacer una referencia: URL de referencia.
A %d blogueros les gusta esto: